Tipo de cambio:

Compra: 3.247

Venta: 3.251


Año del diálogo y la reconciliación nacional
DOMINGO 25

de febrero de 2018

ENFOQUE

El Salón Mochica, un atractivo para el mundo

La región Lambayeque, con su evocadora Capital de la Amistad, Chiclayo, recibió una gran noticia al iniciar el año con el anuncio del descubrimiento del Salón Mochica. Esta construcción, que data de hace más de 1,700 años, incrementa el potencial turístico de esta región norteña, además de aumentar su actividad comercial y sus atractivos comparativos hacia el mundo.

30/1/2018


José Cossío Rojas

Especialista cultural

El hallazgo de este gran salón, donde los señores mochicas se reunían para tratar temas de política, negocios e intercambio de productos, tiene una gran relevancia, como lo indica el reconocido arqueólogo Walter Alva Alva, descubridor y director del Museo de las Tumbas Reales de Sipán (1987).

En el recinto se ratifica la iconografía que manejaban en la antigüedad para dejar mensajes por medio de imágenes artísticas y simbologías de estos antiguos y férreos guerreros mochicas para la posteridad.

La confirmación de la hipótesis es muy importante no solo para el campo arqueológico y económico, sino también para la identidad cultural, pues se suma al mundialmente reconocido complejo arqueológico Limón, ubicado en el distrito de Lagunas-Mocupe, a unos 30 kilómetros al sur de Chiclayo, lo cual permitirá a los lambayecanos recibir más reconocimiento y conocer más su legado.

Igual podemos decir de las cerámicas mochica o moche, que gozan de trascendencia mundial, además de su arquitectura representada por la Huaca del Sol y de la Luna, y las ruinas de Túcume. Sin duda, el descubrimiento potenciará el circuito turístico y llamará la atención de los investigadores porque en el salón se puede identificar cómo los líderes mochicas realizaban sus actividades cotidianas.

“No solo se trata de incrementar el turismo, sino también de validar la cultura y el grado de civilización del antiguo Perú”, manifestó el ministro de Cultura, Alejandro Neyra, al dar a conocer sus características. Esa importancia debe ser reflejada con la incorporación del hallazgo en los libros de historia para el fortalecimiento de la identidad cultural.

En cuanto al aumento de fluidez turística, los especialistas ya alertaron que antes de incluir al Salón Mochica en los circuitos y recorridos, debe establecerse qué tipo de incursión puede realizarse, pues debido a la antigüedad del lugar es necesario definir si es un destino de alto o bajo tránsito peatonal.

Por lo señalado, la capital chiclayana está llamada a potenciar su atractivo y convertirse en un centro de investigación para arqueólogos, historiadores y profesionales afines, que indagarán por mayores detalles de este patrimonio histórico nacional, y así acercarlo más al mundo.